La modernización de la empresa española (8)

Decía Mark Twain que un banquero es alguien que te presta un paraguas cuando hace sol y exige que se lo devuelvas en cuanto empieza a llover.

Un empresario, por otro lado, es alguien que cree estar haciéndote un favor porque te permite generar riqueza para él y que se escandaliza cuando tienes la desfachatez de pedirle que una parte de esa riqueza que has generado caiga en tu bolsillo.

Parte de la misma fauna, en realidad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.