Canonízame

El otro día, mientras comíamos, hablamos de la SGAE y de su intento de “canonizar” todo lo canonizable. Entre otras cosas comentamos el canon que ahora quieren imponer a las peluquerías por tener puesta la radio o el hilo musical para amenizar la espera a los clientes.

Alguien comentó “no, si el día menos pensado habrá que pagar un canon por ir por la calle silbando una canción”. Era broma, claro, pero a veces no puedo evitar pensar que a lo mejor la SGAE no ha intentado eso todavía simplemente porque aún no se le ha ocurrido. Porque sus intenciones son muy claras: cualquier medio de almacenamiento o transmisión de datos que sea susceptible de contener material que caiga bajo su jurisdicción, debería ser gravado con un canon.

Y, al fin y al cabo, el cerebro (junto con otras partes del cuerpo humano) es un medio de almacenamiento y transmisión de la información.

Venga, canonizadnos a todos.

© 2007, Rodolfo Martínez

29 comentarios

  1. Depende. Porque si estás silbando “Las cuatro estaciones”, ¿no estarás silbando la versión de Karajan o de I musici que, por supuesto, está registrada?

  2. Los que somos de Cádiz sabemos perfectamente que ha sido la SGAE y su política decontrol salvaje la que ha acabado con el Concurso de Agrupaciones de nuestro Carnaval, exigiendo a los autores que registren sus obras (para ellos tiene el mismo valor la Quinta de Beethoven que el pasodobe del Yuyu, algo con lo que no puedo estar de acuerdo por muy carnavalero que yo sea), e impidiendo que se usen obras de otros para la realización de los otrora divertidísimos “popurrises”, no vaya a ser que la Marta Sánchez y compañía se mosqueen porque cuatro locos están cantando una letrilla golfa usando la melodía VERSIONADA de unas de sus maravillosas canciones. Esto ha llevado a que los autores se crean mejores de lo que en realidad son, y se lancen a componer repertorios “completos” que para el gran público son poco menos que insufribles. Eso sí, la SGAE está contenta porque las radios y televisiones locales y autonómicas tienen que pagarle el canon cada vez que una chirigota, comparsa o coro es escuchada o vista por los aficionados.

    Suelto este rollo porque en Cádiz, en donde por nuestra naturaleza musical hace tiempo que le vimos el parche a los piratas, hemos optado por la via “ilegal”: cada vez hay más gente que compone y canta repertorios no registrados en la SGAE, grupos que se lanzan a la calle e interpretan lo que les viene en gana, ofreciendo al público sus composiciones con una especie de Creative Commons carnavalesco. Naturalmente, estos últimos, y cada vez más, están llevándose los favores del público, quizá sólo por ser más libres y no tener que estar pensando en lo que la SGAE va a considerar susceptible de canon o no.

    Perdón, por el sermón, pero es que estamos llegando a extremos desquiciados.

  3. Señores, el Canon no sólo es un derecho para los artistas, sino un deber para los ciudadanos a los que debemos respeto y admiración. Sobre todo, tratándose de personas que están teniendo problemas como consecuencia de la piratería masiva que otros practican de modo irresponsable. El Canon es una gran solución, salvo para aquellos que por alguna razón que ellos sabrán prefieren ver cómo el arte y la cultura se degradan sin remedio.

    Por otro lado, además del éxito social que ha tenido la magnífica idea de incluir un Canon en el precio de los discos, CDs, DVDs y otros medios para hacer copias ilegales y piratería masiva, creo justo y conveniente que todos y todas los ciudadanos y ciudadanas apoyemos sin reservas el establecimiento de un nuevo Canon para las bibliotecas públicas. Este Canon, naturalmente, sería tan barato como el que se aplica a los productos informáticos, por lo que para nada tendría efecto en nuestra economía personal, pero conllevaría mejorar sustancialmente las condiciones, instalaciones y equipamientos de las Bibliotecas Públicas, para así dar un gran impulso a los Bienes Públicos.

    El porqué de este Canon es más sutil: todos sabemos que la piratería masiva seguirá existiendo a pesar de las medidas que se tomen en su contra, cosa que Yo no niego, lo que habrá que hacer es:

    1) aumentar algo más las subvenciones de los artistas cuyas obras son pirateadas.

    2) Poner en marcha nuevas medidas para aplicar un Canon modificado a los habituales sistemas de grabación y almacenamiento, incrementando ligeramente las ya bajas de por si tasas que el ciudadano paga al comprar un CD o un DVD, etc. Dicha modificación se realizaría en función del número de unidades de grabación y almacenamiento que éste adquiera en su comercio habitual. De este modo y como ejemplo, el Canon por unidad de CD debería ser muy superior cuando se compran 20 CDs en vez que cuando se compra sólo uno.

    Todo ello combatiría con mayor eficacia el problema de la piratería y constituiría una medida más justa y solidaria con los ciudadanos y las ciudadanas.

    Otro tema que podría considerarse es el del software de libre distribución (¿debe aplicarse en Canon a dicho software?). En realidad el tema es ajeno a este debate, porque dicho software es gratuito y sobre éste no se aplica el mencionado Canon. Pero los CDs, DVDs y otras cosas no lo son: son productos comerciales. Y una cosa es el derecho a la copia privada y otra cosa es qué método emplee usted para hacer su copia: cualquiera puede crear softwate gratuito, pero los sistemas de almacenamiento (CDs, DVDs, etc) no son de su creación y es por ello por lo que debe pagar su justo Canon. Nadie realmente nos cobra un céntimo por hacer una copia, pero otra cosa que nada tiene que ver es comprar material informático. Quien lo desee, puede montar una empresa que fabrique CDs y DVDs a bajo coste y regálelos a todo el mundo para que no sea necesario cobrar el Canon, pero eso sería injusto.

    Por último y como una cuestión puramente solidaria, no olvidemos que son las grandes superficies (una clara muestra del capitalismo salvaje actual) quienes se benefician de las ventas masivas frente al pequeño comercio, empleando las primeras técnicas capitalistas salvajes procedentes de los eeuu. De este modo, el Canon equlibrará la balanza en favor a los pequeños comercios.

    CANON SÍ y AHORA. Gracias.

  4. Y esto me ha llegado al alma:

    “incluir un Canon en el precio de los discos, CDs, DVDs y otros medios para hacer copias ilegales y piratería masiva, creo justo y conveniente que todos y todas los ciudadanos y ciudadanas apoyemos sin reservas el establecimiento de un nuevo Canon para las bibliotecas públicas.”

    1. El canon nunca grava la piratería: gravas las copias privadas legales. Ya que la piratería es un delito, sería absurdo poner un canon a una actividad delictiva. Y aún no hemos llegado a eso.

    2. Donde el presupuesto de las bibliotecas para las adquisiciones ya es ridículo si ahora tienen que dedicar parte de ese presupuesto a pagar un canon por cada libro que adquieran… pues apaga y vámonos, que las cierren, total, para que lean los obreracos y la gentuza sin clase para qué son necesarias. La gente bien ya se comprará los libros.

  5. En cuanto a aumentar las subvenciones de los artistas…

    Nunca deberían habérseles dado subvención alguna, en primer lugar. Si gozan del favor del público, saldrán adelante y si no, se joderán, como cualquier otro trabajador.

  6. Termino ya.

    No desviemos la cuestión clamando por un respeto a los artistas. Que no van por ahí los tiros.

    La que está jodida es la industria discográfica. Y está jodida porque usa un modelo de negocio obsoleto y no se atreve o no quiere a adaptarse a los nuevos tiempos.

    Los músicos no están en crisis por culpa de la piratería. La industria lo está por pura miopía cerril.

    Y al loro, que ahí están los nuevos cauces de distribución de música, que funcionan, consiguen poner en contacto al artista con su público de un modo más rápido y son comercialmente viables.

    El verdadero problema de fondo, lo que hace rabiar a la SGAE, es que la industria discográfica, tal como está planteada, tiene los días contados. Y en el fondo lo saben, y creo que por eso imponen medidas tan desesperadas, absurdas y ridículas como pretender cobrarle a un peluquero por tener puesta la radio en su negocio.

  7. Déjalo, Rudy, yo creo que este tipo es un troll a sueldo: ha soltado exactamente la misma chorrada en el blog de Rafa Marín. Punto a punto, coma a coma.

    Pensándolo bien, es patético que se llegue a esto.

  8. “además del éxito social…”

    Shh… no digáis nada, no rompáis su maravilloso mundo ilusorio…

    En todo caso, Rudy, enhorabuena. Tus trolls han digievolucionado, ya incluso atraes a sicarios a sueldo de la SGAE. Molas.

  9. El Canon no nos acusa de piratas, sino que incluye unos pequeños impuestos (cantidades de dinero prácticamente despreciables) en determinados medios de soporte. Pero el Canon no tiene nada que objetar a la copia privada: usted no paga nada por hacer una copia privada de sus documentos, sino por emplear determinados sistemas de soporte comerciales los cuales se ha comprobado que son medios masivamente empleados para la piratería. De hecho, otro gran acierto es el Canon a las bibliotecas, de manera que evitaremos la piratería por fotocopias de libros. Gracias estas medidas, la LPI no se vulnera en ninguna de sus formas y la presunción de inocencia no es violada de ninguna de las maneras.

    No olvidemos que el Canon ha sido aceptado y aplaudido por muchas personas y no sólo del ámbito de lo artístico. Incluso puede llegar a decirse que el Canon es voluntario, pues ustedes no pagan por copiar, sino por usar unos formatos y mecanismos determinados de copia y almacenamiento. Si no quiere pagar, emplee o cree usted un formato o mecanismo de copia y almacenamiento y no tendrá que pagarlo. A nadie se le quita la Libertad con ello.

  10. Nada, hijo, nada sigue viviendo en tu realidad alternativa. Parece que te lo pasas bien allí.

    Y, de paso, sigue defendiendo el canon a blbiotecas, uno de las mayores ataques al acceso para todos a la cultura que la Unión Europea ha hecho en los últimos tiempos.

  11. Y, cierto, el canon es voluntario: siempre tengo la opción de comprar los soportes de grabación en países donde no se aplique.

  12. Lo realmente bueno sería que todas las copias estuvieran gravadas por un canon, de tal manera que quienes plagien (por ejemplo a Conan Doyle) tuvieran que pagar por ello. De este modo gravaríamos a los plagiadores, que ya no harían tanto negocio fusilando obras ajenas. Esto sería un incentivo económico importante, pues para dejar de pagar les bastaría con ser originales. Además, al igual que los impuestos más solidarios, el canon al plagio debería ser proporcionalmente incrementado: un plagio 10%, dos obras copiadas 20%, tres fusiladas 30% seguro que a los escritores sin escrúpulos se les terminaría el chanchullo en seguida, y tendrían que ponerse a crear algo propio.
    .
    .
    .
    todo lo anterior, en plan satírico humorístico y tal, que os veo como muy cerrados al humor últimamente ;-)

  13. ¡Cuánta razón tiene Saeta!

    ¡Y qué pena que ese canon que sugiere no se pueda aplicar retroactivamente!

    ¡Menudo pedazo de canon que iban a pagar entonces todos esos aprovechados plagiadores como Shakespeare, Wagner, Joyce, Kurosawa, Leone, y tantos otros que se han ido de rositas!

  14. Esos que dices están muertos, pero todavía podemos ir a por Crichton por haber plagiado el Beowulf.

    ¡O por Miguel Ríos por haberlo hecho con el himno de la alegría!

    ¡A por ellos!

  15. Hay poca gente que tiene claro de lo que está hablando. O lo que es peor miente intencionadamente.

    La SGAE aplaude con las orejas desde que permiten la copia privada, pues ingresa mucho más de canon de lo que jamás en su vida ha ingresado o podría ingresar de la aportación de sus socios o de los medios de comunicación. Y es que 34 millones de personas pagando 64 céntimos por DVD repetidamente todos los meses, es mucho más que 100 o 500 medios pagando 10.000 euros al año.

    Equiparar la copia de material audiovisual con la copia de software informático con copyright y licencia de pago es de nuevo malintencionado. Es ilegal hacer usar el software por más usuarios de los licenciados (aunque nadie te impide tener una copia guardada en un cajón por si se estropea la original), pero es totalmente legal en España reproducir música y películas copiadas de terceros o descargadas de internet siempre que se haga sin ánimo de lucro.

    El software no tiene copia privada, sólo la música.

    Señores, si a la SGAE le importa un pimiento la presunción de inocencia, a mi puede importarme un pimiento sus derechos a opinar. Por poner un ejemplo.

    Dices que es opcional pagar a la SGAE, lo siento pero no. Acabo de pagarle a la SGAE cerca de 20 euros por grabar a mis familiares DVD con las fotos hechas con cámaras personales en una boda. Claro, que visto así quizá debería darme de alta para que me paguen mis derechos de autor de fotógrafo.

    Aunque la SGAE no gestiona esos derechos…

    No veo a la SGAE devolviendo el dinero a los fabricantes de software, ni a los productores audiovisuales, ni a los abogados, etc…

    Y ahora pretenden sumarselo a los discos duros, imagino que un mandaran la mitad de sus ingresos a Microsoft, porque de mi disco duro de 30 GB unos 15 son para sistema operativo, Office y documentos.

    Y que queréis que os diga, no es que sea Bill Gates, pero puestos a pagar prefiero dárselo a él que a la SGAE. Al menos Gates cuando hace una causa benéfica no cobra derechos de imagen cuando el resto viene gratis.

    Y no sigo porque no termino.

  16. Pues a mi, de todo lo que ha dicho el Jorge ese lo que más me llegó al alma fue el mayestático Yo del tercer parrafo.

    “cosa que Yo no niego”

    No me extraña que defienda a la SGArrE, debe de ser suya…

  17. “Lo realmente bueno sería que todas las copias estuvieran gravadas por un canon, de tal manera que quienes plagien (por ejemplo a Conan Doyle) tuvieran que pagar por ello. De este modo gravaríamos a los plagiadores, que ya no harían tanto negocio fusilando obras ajenas. Esto sería un incentivo económico importante, pues para dejar de pagar les bastaría con ser originales. Además, al igual que los impuestos más solidarios, el canon al plagio debería ser proporcionalmente incrementado: un plagio 10%, dos obras copiadas 20%, tres fusiladas 30% seguro que a los escritores sin escrúpulos se les terminaría el chanchullo en seguida, y tendrían que ponerse a crear algo propio.”

    Di Estéfano tiene razón, esto con el Caudillo no pasaba.

  18. Ya sabéis: tabaco, alcohol, gasolina y DVD, CD, Discos Duros.

    Si el canon fuese para el estado pensaría que estan buscando una alternativa de financiación a los impuestos de los hidrocarburos, pero que una entidad privada pueda recaudar…

  19. Más jachondo todavía: se trata de que una entidad privada *sin ánimo de lucro* pueda recaudar.

    De los Estatutos de la SGAE:

    Artículo 1º.- Denominación y constitución

    La SOCIEDAD GENERAL DE AUTORES Y EDITORES, en anagrama SGAE (..) se constituyó, en cumplimiento de lo establecido en la disposición transitoria séptima de la Ley 22/1987, de 11 de noviembre, de Propiedad Intelectual, como asociación sin ánimo de lucro y bajo el nombre de “Sociedad General de Autores de España”.

  20. pero señor casino, fijese usted que usan el pasado, “se constituyó […] sin ánimo de lucro” pero la gente con el tiempo cambia ;)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.