AsturCon 2007: El sábado

Vigilados por la cabeza de la Isla de Pascua que, de algún modo se las apañó para llegar a Gijón, dimos inicio a los actos de la AsturCon ayer por la mañana.

José Manuel Uría arrancó con su conferencia “Gnosticismo y ciencia ficción” y nos ofreció una charla amena, interesante y muy bien estructurada.

Tras el pertinente descansó, Jesús Parrado habló un poco de su ciclo de cine Peor… ¡imposible!, que tiene lugar en Gijón a finales de agosto y que está dedicado al cine de “serie Z”. Explicó un poco los orígenes de la idea y el modo en que le sorprendió la respuesta del público, positiva desde un principio.

Tras otro descanso, la mesa redonda “El apocalipsis en la cultura popular de finales del siglo XX”, en la que interviniero, otra vez, Jesús Parrado y Javier Cuevas. Yo actuaba de moderador y, en realidad, debería haber tratado el tema del Apocalipsis en el cómic. Pero cuando uno tiene a Chus a un lado y a Javi al otro, se hace casi imposible meter baza. Entre los dos, con una pequeña ayuda de mi parte, analizaron el modo en que cine y literatura han tratado el tema del fin del mundo.

Con esto, se llegó a la hora de comer. Los organizadores nos quedamos allí, mismo, en la Semana Negra, acompañados de algunos de los asistentes, mientras que otros preferían irse a comer a un merendero cercano.

A las cinco la Semana Negra abrió sus puertas, con la ya clásica tertulia de escritores. La presentación de los libros de BEF y de Ángel Torres, la charla con Samuel R. Delany y la presentación de la última novela de Víctor Conde (fue para mí un placer presentarla: admiro la obra de Víctor desde su primera novela, El tercer nombre del Emperador) fueron los principales actos dedicados al fantástico del festival gijonés.

Y a las nueve y media, los asistentes ya estaban en el hotel Begoña esperando los autobuses que los llevarían a la cena. Una vez más, en el Llagar Trabanco . El tema de los disfraces, como ya se ha comentado, era el Apocalipsis o, para ser más exactos, el Apokeklipse. No todo el mundo se disfrazó, ni mucho menos (vamos a tener que ponernos estrictos con esto en los próximos años) pero sí los suficientes, currándoselo además lo bastante para que nos resultase difícil elegir un ganador en el concurso de disfraces posterior a la cena.

Pero antes de eso, la sorpresa de la noche: El duelo. Eduardo García y Mikel Aranburu, perfectamente caracterizados, deleitaron a todos los presentes con una exhibición verdaderamente apabullante de combate con espada y daga que, sin duda, fue el gran momento de la noche. Desde aquí, qué menos que agradecer, no sólo a los dos combatientes, sino a la editorial Bibliópolis, de la que partió la iniciativa del asunto.

Y, antes del tradicional baile, la entrega de los premios.

Fernando Ángel Moreno y Marc R. Soto anunciaron los ganadores del Premio Xatafi-Cyberdark en sus distintas categorías y Javier Cuevas leyó el acta del jurado del premio Avalón de Relato Fantástico.

El mismo Javier hizo entrega del premio al mejor disfraz de la noche, elegido por los organizadores de la AsturCon. Los ganadores fueron Víctor Conde y su mujer, Ruth, por su personificación de Logan y Jessica, los dos personajes centrales de la película La fuga de Logan. El premio, como de costumbre consistió en un lote de libros para cada uno.

Y, finalmente, un premio especial, que yo mismo anuncié: al mejor disfraz de todos los tiempos en la AsturCon. Nada menos que la impresionante personificación del Papa Alejo de Fanhunter que hizo Alejo Cuervo. El premio consistió en una caja con las principales novedades de Gigamesh en los últimos tiempos.

Vacía, claro.

Y ya, sin más dilación, se dio inicio al baile, que se prolongó hasta que los autobuses, a eso de la una y media, vinieron a recogernos. Algunos se fueron a casa o al hotel y otros siguieron la jarana por ahí.

Ahora mismo, mientras nos preparamos para abrir la AsturCon esta mañana, el tiempo asturiano hace de las suyas y, como no podía ser menos, llueve. Aunque eso no nos va a a estropear el día, claro.

© 2007, Rodolfo Martínez

4 comentarios

  1. No se puede decir que Alejo Cuervo se disfrazó del Papa Alejo sin incluir una foto, hombre de Dios.

  2. Tranquiloos.

    Se dirá el ganador y habrá fotos. Algunas aquí, otras en la web de la AsturCon.

  3. De agradecidos está el mundo lleno: mirando en ciertos blogs, se hacen eco de la entrega de los premios cyberdark de la crítica… pero no mencionan dónde se hizo entrega de los mismos… y por supuesto nadie critica que en dos años, dos miembros del colectivo que los organiza hayan resultado premiados. Que curioso es este mundillo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.