El abismo te devuelve la mirada

EL ABISMO TE DEVUELVE LA MIRADA, Editorial CIMS 97, 1999. Rodolfo Martínez
El abismo te devuelve la mirada
Ediciones Tempore, Huella de sangre 5. Barcelona, julio 1999
ISBN: 84-8411-019-2

Como ya dije antes, en determinado momento descubrí que apenas escribía ciencia ficción. Después de “Un jinete solitario” inicié varias novelas que no llegaron a puerto, pero que tenían la particularidad de ser relatos realistas. Luego, a mediados de 1996 comencé a escribir un psico-thriller que, aparentemente, no tenía ninguna relación con el género fantástico. Poco a poco, sin embargo, una trama claramente fantástica se fue descolgando en la historia, y aunque no era en apariencia más que una parte mínima del argumento se convertiría en algo determinante para la resolución de la historia. Al acabarla me encontré con una novela que, si bien no era cien por cien mainstream, si lo parecía lo suficiente para intentar colocarla en alguna colección de literatura general.

Probé durante algunos meses sin mucha fortuna. La novela pasó sin pena ni gloria por un par de premios, fue rechazada por dos o tres editoriales y parecía condenada a terminar en el limbo. Luego, en la Semana Negra de 1998 conocí a Miguel Agustí, escritor barcelonés que acababa de lanzar al mercado una nueva colección de novela negra. No perdía nada con intentarlo con él, así que le dí una copia del manuscrito de El abismo te devuelve la mirada. Para mi sorpresa, y mientras hablábamos un poco de la novela, de su colección y de un montón de cosas más, descubrí que Miguel era un antiguo aficionado a la ciencia ficción y que incluso en su día había publicado un relato en la revista Nueva dimensión.

Un par de meses más tarde, Miguel me llamó y me dijo que la novela le gustaba y que pensaba publicarla como número cinco de su colección. Debería salir a finales de año, para aprovechar el tirón navideño.

A partir de ahí empezaron los problemas. Problemas con la editorial, con la distribuidora, con todo el mundo, al parecer. Miguel fue retrasando la aparición de los nuevos títulos de la serie y cada vez que me daba una nueva fecha de publicación me iba ganando un poco más la desesperanza, hasta el punto de que, hacia mayo de 1999, prácticamente contaba con que la novela no llegaría a salir a la luz.

Para mi sorpresa, lo hizo. Y estuvo lista para la Semana Negra de 1999, donde fue presentada.

Si “Un jinete solitario” y El sueño del rey rojo son mis obras más personales de ciencia ficción, El abismo te devuelve la mirada resulta ser, hasta cierto punto, su equivalente fuera del género. Gran parte de lo que cuento está motivado por las mismas circunstancias personales y, aunque la codificación final es distinta, en ambas hablo de mí mismo con más profundidad y, creo, sinceridad, que en ninguna otra.

Por otro lado, en cierto modo esta novela es el arranque (junto con dos o tres relatos cortos) de la parte de mi obra que algunos han calificado de “fantasía urbana” y cuyo exponente más famoso quizá sea Los sicarios del cielo. Pero de eso ya hablaremos otro día.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.